• -10%
  • ¡En oferta!
    Genmai Miso Arroz+Soja 400Gr - Terrasana

Genmai Miso: a base de soja y arroz integral. El hecho de que sea arroz integral mejora su cantidad de nutrientes pero hace más complejo el proceso de fermentación. De sabor suave y muy agradable.

Beneficios del Miso son:

  • Para la vitalidad: el miso contiene grandes cantidades de glucosa, un energetizante. En invierno, los platos con miso nos previenen del frío.
  • Para un metabolismo adecuado: el miso es rico en minerales.
  • Para la digestión: el miso contiene enzimas vivas. Disminuye los efectos de comidas pesadas, despeja las obstrucciones.
  • Para enfermedades cardíacas: el miso contiene ácido linoléico y lecitina que disuelven el colesterol en la sangre. Evita la arterioesclerosis o la hipertesión.
  • Para la belleza: el miso nutre la piel y promueve la regeneración de células. Hace brillar el cabello con vitalidad.
  • El miso disminuye los efectos del consumo excesivo de alcohol, tabaco, drogas, productos químicos y radiaciones.
  • Según su modo de empleo y en combinación con otros alimentos, también sirve en casos de asma, diabetes, diarreas, jaquecas y dolores de cabeza.


Propiedades del Miso:

Posee un alto valor nutritivo dado su equilibrado contenido en:

  • Carbohidratos naturales (31%),
  • Proteínas (34%), (el doble que la carne o el pescado y once veces más que la leche),
  • Materias grasas (18%),
  • Aminoácidos esenciales
  • Minerales (calcio, fósforo, hierro, magnesio...)
  • Lecitina y
  • Vitamina B12.


En la Cocina:

De forma tradicional se toma especialmente como condimento en sopas, patés, legumbres y cereales. Al ser un fermento no quiere hervir a fin de no perder sus cualidades.

Normalmente se añade cuando ya hemos terminado de cocinar un plato y hemos apagado el fuego. Entonces diluimos una cucharadita pequeña por ración en un poco de esa sopa o caldo y lo volvemos a añadir a la olla. Dejamos que repose uno minutos y ya podemos servir.

Tengamos en cuenta que si ponemos Miso ya no hay que poner sal ya que ya es un condimento salado.

Al preparar la sopa, el miso se usa de forma muy parecida al cubito de caldo tradicional. Se agrega al final, una vez elaborada. Conviene disolver el miso por separado en un poco de caldo bien caliente de la mismo sopa. Añadir y cocer durante unos 5 minutos, pero prestando atención para que no vuelva a hervir. El miso conviene que sea sin pasteurizar y que se conserve en lugar fresco, fuera de la nevera, ya que el frío también destruye las enzimas

Quizá puedan interesarte estos productos...

16 otros productos en la misma categoría: